Saltar al contenido

Los migrantes cubanos son los de mayor atraso en sus trámites en Estados Unidos

. 24 enero, 2020

Junto a los migrantes cubanos, están los venezolanos y nicaragüenses. Los de la Isla aumentaron más del 300 por ciento

En solo un año, los expedientes de migrantes cubanos que esperan por sus trámites de resolución aumentaron en un 374 por ciento. Ello significa que más de 29 mil emigrados de la Isla experimentan un retraso considerable en Estados Unidos.

Detrás de los cubanos marchan venezolanos y nicaragüenses, aunque la diferencia respecto a los de la Mayor de las Antillas es considerable. Para los de Venezuela el aumento fue del 277 por ciento, mientras que para los de Nicaragua ascendió un 190 por ciento.

Lo más sorprendente de estas estadísticas publicadas por un centro de estudios de Nueva York, es que la tasa general de aumento se mantiene en un 42 por ciento. Ello indica que el atraso de los migrantes cubanos resulta escandaloso en comparación con el resto.

Mientras que en septiembre de 2018 esperaban por su resolución 6242 migrantes cubanos, para diciembre de 2019 la cantidad ya era de 29 581 personas. Y es que los tribunales de inmigración de Estados Unidos dicen no alcanzar para tanta acumulación.

Respecto a dicha situación, la administración estadounidense dictó varias medidas de exigencia a los jueces. Pero estos profesionales aún no son suficientes ante tanta demanda. El país necesita contratar más especialistas de la justicia que puedan lidiar con esta situación extrema de insuficiencia.

Otra muestra de las estadísticas indica que el 52 por ciento de los casos pendientes ante tribunales norteamericanos se acumula entre ciudadanos de México, Honduras, Guatemala y El Salvador. Todas estas cifras arrojan que el sistema de tribunales de inmigración cerró el pasado año con más de un millón de casos pendientes.

No son pocos los migrantes cubanos que regresan a la Isla o deciden permanecer en México luego de las políticas de la actual administración estadounidense. Este 2020 solo se permitirán 18 mil refugiados en EE.UU.