Saltar al contenido

Aly Sanchez confiesa a Camila Arteche sus secretos para triunfar en la vida

. 3 mayo, 2020

Camila Arteche llegó a la casa de la multifacética actriz Aly Sanchez. Descubre cuál es la guía para triunfar en la vida de esta cubana del Escambray

Desde que Aly Sanchez llegó a EEUU en el 2007 se ha impuesto por su talento, su sentido emprendedor y carisma.

Actriz de vocación, ha logrado tener la mejor audiencia en sus papeles protagónicos de emprendedora, actriz, madre y esposa.

Esta vez Cubatel, de la mano de Camila Arteche, llegó a la casa de la talentosa actriz, quien confesó algunos secretos para triunfar en la vida.

Aly asegura que debes sentirte a gusto con lo que haces, y para ella la televisión es su lugar más a gusto.

Pero lo primero, es aprender a confiar más en uno mismo, ese es el mensaje que envía a todas las mujeres, que dejen los prejuicios a un lado y sean ellas mismas.

Lo segundo, es ser valiente siempre. Ella llegó de un pequeño pueblo llamado Banao, en el Escambray de la provincia de Sancti Spíritus.

Allí tuvo su infancia, sus primeras amistades. Pero sobre todo, de ese lugar de la Isla aprendió a ser ella misma, sin temer a “venir del campo” para ser alguien.

Aprendió, asegura, a tener más seguridad en ella misma y atreverse a cosas más arriesgadas.

Un personaje nacido de su emprendimiento es justamente la Bloguera de Banao, que habla de su pueblo natal, y es un paradigma para “no renegar de nuestras raíces, aunque seas de un campo”, advierte.

No tengas pena si no te has leido un libro, si no has visto una obra de teatro, puedes llegar a donde te propongas, confiesa.

Aly da gracias a su familia, especialmente a su esposo que es su fan número uno.

“El en todo momento me repite tienes que confiar en ti, tienes que atreverte, tienes que hacerlo”, dice.

“Trato siempre de tener un balance entre mi vida privada y profesional, trato de que el tiempo”, comparte.

Una de las cosas que más agradece a su profesión es el contacto directo con los fanáticos porque son lo mejor, y no olvida su refrán cubano favorito: lo que sucede conviene.

Aly ama su casa como su lugar de relajacion y asegura que la profesion que nunca podría ejercer es la de gogocera.

Al terminar afirma que, “si mi vida fuera una obra de teatro se llamaría ama sin límites”.