Saltar al contenido

Buscan desarrollar software cubano que eliminen uso de plataformas como Whatsapp

Cuba aprueba nuevas normas para el desarrollo de parques tecnológicos y la creación de software cubanos que permitan independencia de plataformas como Whatsapp

Este viernes fueron publicadas oficialmente una serie de nuevas normas para desarrollar los llamados parques científicos y tecnológicos en Cuba. Sin embargo, uno de los elementos que más llamó la atención es que entre los primeros proyectos en estas organizaciones, está la creación de software cubanos que permitan independencia de las comunicaciones, con el fin de desligarlas de plataformas como Whatsapp.

Se trata al menos cuatro parques científicos y tecnológicos, ligados a centros de altos estudios en La Habana, Villa Clara y Mayabeque, se desarrollarán en una primera etapa.

Un ejemplo de lo que podría desarrollarse y perfeccionarse es toDus, un tipo de plataformas creadas en la Isla para la mensajería instantánea y colaborativa, pensada por los cubanos y para los cubanos.

Según medios locales, las nuevas normativas contienen beneficios fiscales durante los primeros cinco años, en las que estarán exentas del impuesto sobre las utilidades que generen.

Los parques y empresas de ciencia y tecnología tampoco tendrán que pagar aranceles por concepto de importaciones de partes, piezas y equipos durante el primer lustro, a partir de su constitución.

La implementación de estas nuevas formas de organización, financiamiento y gestión de la actividad tecnológica busca la introducción sistemática y acelerada de los resultados de los procesos productivos y de servicios.

Ello también condicionará la creación de fondos exportables, la remuneración por la participación en el desarrollo de los proyectos, y la rápida introducción y generalización de los resultados.

Desde hace unos años el gobierno cubano motiva la migración y el desarrollo nativo de plataformas sobre software libre o de código abierto. Sin embargo, la motivación para ello no era la mejor, no solo por las condiciones sino por las propias limitantes de gestión estatal y empresarial.